En el artículo anterior, explicaba como para Revit (y también para Archicad) el espacio era como una caja ilimitada contenida en un único archivo (en principio), mientras Allplan disponía de 9000 cajas en las que repartir la información del proyecto. Entonces consideraba este punto desde el punto de vista de la limitaciones derivadas del tamaño del archivo. En este post voy a considerar el efecto que ambas aproximaciones tienen sobre la organización del proyecto y el acceso a la información

Sistema único de niveles

Como decía, en Revit (y Archicad) el usuario divide horizontalmente el espacio estableciendo  unos niveles, planos horizontales de extensión infinita. Este es criterio primario de clasificación de los objetos. Cada objeto “pertenece” a un nivel. A su vez estos niveles sirven de referencia para establecer la posición y dimensiones de los objetos en el eje vertical. A los efectos de la selección o visualización, la clasificación de los objetos por pertenencia a un nivel se complementa con un sistema de “capas” o “layers”, que es un concepto similar al conocido de los programas de CAD: una propiedad de los objetos que permite controlar su visibilidad y otros filtrados. En Revit, las capas se llaman “categorías” y constituyen un conjunto cerrado. Es decir, no pueden modificarse o renombrarse, ni crearse nuevas. Tanto Revit como Archicad  cuentan además con un sistema de fases, que permite controlar la visibilidad de los objetos. En este caso, el sistema de fases de Revit es abierto, mientras que el de Archicad es cerrado.

En Allplan, los objetos se colocan en los diferentes  archivos, que son como cajas independientes, con criterios organizativos, lógicos o arbitrarios, no necesariamente vinculados con un nivel o piso. Para organizar toda la información, que puede llegar a ser bastante intrincada,  de una manera clara y accesible, se agrupan los archivos  formando estructuras en árbol, tan ramificadas como quieras. Estas estructuras pueden tener la jerarquía usada en el esquema IFC (Site, Building, Storey) o bien otra mas ramificada (Site, Structure, Building, Storey, Storey Area, Level, Level, Level, Level, etc). Y puedes introducir tantas ramificaciones como quieras en cualquier nivel, es decir puedes tener varios Sites, varios Buildings etc…Y cada uno con su propio sistema de niveles, como veremos más adelante. Todo esto se controla con un interfaz gráfico excelente, en el que puedes copiar o cortar ramas y pegarlas en otro punto del árbol simplemente arrastrando con el ratón. De esta forma, puedes fácilmente crear variaciones o alternativas de diseño,

También se puede, en paralelo a esta organización, mantener otra, basada en conjuntos, es decir, agrupaciones totalmente arbitrarias de archivos. Puedes por ejemplo, tener un conjunto de archivos pendientes de revisión, otro con todos los archivos que contengan pilares de acero, todos los que va a usar alguien esta mañana, con independencia del lugar que ocupe cada uno de ellos en el árbol general del proyecto.

Podría pensarse que este sistema hace innecesario un sistema de capas (layers), y de hecho en versiones antiguas de Allplan las capas estaban desactivadas por defecto. Por ejemplo, usando varios archivos por planta,  puedes colocar los muros en un archivo, los forjados en otro, etc…. Pero Allplan cuenta además, con un excelente sistema de hasta 60.000 capas, también organizables en una estructura de árbol con varios niveles, lo que permite, por ejemplo, diferenciar por grupos las capas de cada objeto importado, aunque sus capas tengan los mismos nombres.

Múltiples sistemas de niveles

Por lo que atañe a la posición de los objetos en el eje  vertical, cada archivo cuenta con dos niveles de referencia, uno superior y otro inferior. Esto permite manejar la cota de cada archivo independientemente, y establecer las relaciones de altura entre ellos como se quiera. Pero también puedes definir sistemas de niveles horizontales, llamados estructuras de pisos, similares a los de Revit o Archicad descritos más arriba, y asignar estos niveles, en bloque, a grupos o ramas del árbol del proyecto. La gran diferencia es que, mientras en Revit y Archicad el sistema de niveles es único, en Allplan puedes definir tantos sistemas de niveles como quieras, y asignarlos a los grupos de archivos que quieras.

La libertad organizativa que este sistema genera es realmente fantástica. La clasificación y el acceso a la información no se limita a la disposición por niveles: puede adoptarse cualquier criterio de organización.  Permite trabajar fácilmente no solo con edificios con diferentes subniveles, sino con varios edificios diferentes. Allplan funciona de hecho como un gestor de modelos.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone
Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR